GAZPACHO DE SANDÍA

Gazpacho de Sandía

 

Ingredientes:

Media sandía mediana bien roja con sus semillas

1 pepino

½ calabacín o 1 entero según tamaño

2 cucharadas de vinagre de arroz o manzana o balsámico ( según gustos)

3 hojas de albahaca fresca o 5-6 hojas de salvia o 2 ramitas de perejil ( según gustos).

Un chorrito de aceite oliva de 1ª presión en frío

 

Preparación

Trocear todo y licuar.

Si queda muy espeso añadir un poco de agua mineral

Servir bien frío decorado con un chorrito de aceite y unas hojas de la hierba elegida.

 

Sandía

SANDIA ( Citrullus Lanatus)

Típica fruta de verano muy hidratante y refrescante.

Hay más de cincuenta variedades de sandía, que se diferencian por el color de la piel, forma y tamaños. Todas ellas muy buenas, pero siempre es aconsejable las variedades bien rojas y con semillas.

La sandia, al igual que otro frutos de color rojo, tiene una importante cantidad de licopeno, un antioxidante natural de amplios beneficios. Además de betacaroteno y vitamina C.

Todo ello puede ayudar a mejorar la salud de la próstata, oxidación celular en general, pieles envejecidas, salud cardiovascular e incluso colesterol. La sandía como cualquier otro alimento no es que tenga un efecto milagroso, sino que ayuda junto con un estilo de vida saludable, como alimentación saludable, descanso, hidratación entre otros.

Entre su contenido en aminoácidos, destacamos la citrulina, que tras una serie de reacciones metabólicas en organismo, se transforma en el aminoácido arginina, imprescindible para la salud de los vasos sanguíneos.

Y en cuanto a minerales destaca sobre todo el magnesio y potasio, imprescindibles para el correcto funcionamiento del sistema nervioso.

También contiene muy pocas calorías, por lo que es ideal para dietas de control de peso, no solo por sus bajas calorías, sino también por su poder saciante.

En vitaminas destacan la A, B6 y C.

Pero además debes saber, que si la sandía se consume junto con sus semillas, mejora la digestión pues es un alimento completo. Las semillas de la sandía son muy ricas en fibra, lo que también ayuda a mejorar el tránsito intestinal. También pueden ayudar a mejorar el sistema inmunológico, por su riqueza en hierro y zinc. Luego, deja de tirar las semillas de sandía y comienza a consumirlas, siempre muy bien masticadas.

La sandía es muy buena como postre, en macedonia, zumo e incluso como gazpacho.

La próxima semana te enseñaremos una rica y saludable receta de gazpacho de sandía.

Tomate Saludable

Tomate (Lycopersicom  Esculentum Mill. )

Es el fruto de la tomatera, una planta de la familia de las solanáceas. Originario de Sudamérica, su nombre viene del azteca tomat.

En el mundo se han desarrollado más de 20.000 variedades diferentes en formas, tamaños, texturas, colores y aromas . La mayoría son rojas, pero también los hay amarillos, rosados, morados y verdes entre otros. Pero de todas ellas, solo unas 2600 variedades son comestibles.

El tomate está compuesto principalmente por agua ( aproximadamente el 95% de su peso es agua, pero este porcentaje se modifica según la variedad).

Muy bajo en proteínas, contienen 4 gramos de hidratos de carbono, bajo en fibra y sin nada de grasa.  En minerales destacan potasio, fósforo, magnesio, calcio y hierro. En cuanto a las vitaminas destacan la A,C, E, K entre otras. Además contiene un importante antioxidante, el licopeno, con efectos muy beneficiosos para la salud. El licopeno se absorbe mejor cocinado que crudo, ya que el calor rompe las membranas celulares, y en presencia de un medio graso como el aceite de calidad.

Es un buen aliado de las dietas de adelgazamiento, ayuda a equilibrar la presión arterial, mejora la salud de la próstata, cicatriza heridas e incluso se le atribuyen propiedades afrodisíacas masculinas.

Alimento muy rico a nivel culinario pues se adapta a multitud de platos, además de ser el ingrediente principal de otro muchos.

ÁngelPavón

Crema Veraniega de Pepino

Crema Veraniega de Pepino 

INGREDIENTES

  • 1 pepino eco pelado, y cortado en mitad, quitar semillas y cortar en trozos
  • Yogur natural
  • Zumo de limón
  • Menta o hierbabuena
  • Comino molido
  • Sal

PREPARACIÓN

  1. Lavar el pepino y trocearlo sin pelar ( opcional quitarle semillas)
  2. Poner en el vaso de la batidora, añadirle una cucharada sopera de zumo de limón, un poco de sal marina, una pizca de comino molido, 2 hojas de menta o hierbabuena fresca, y 3-4 cucharadas soperas de yogurt natural ( ideal de cabra) o de soja.
  3. Batir todo bien hasta obtener la textura deseada.
  4. Ideal consumir recién hecha.

PEPINO ( Cucumis Sativus)

PEPINO ( Cucumis Sativus)

El pepino pertenece a la familia de las curcubitaceas, al igual que las calabazas.

Estupendo fruto de verano que la naturaleza nos regala para mantenernos bien hidratados, gracias a su 95% de composición hídrica.

Rico en vitaminas entre las que destacamos varias del grupo B, que nos ayudan a mantener un impulso nervioso correcto , reducir los síntomas negativos del estrés y ansiedad.

Contiene gran cantidad de antioxidantes, como betacaroteno, vitamina C, luteolina y quercitina entre muchos más, ideales para evitar los radicales libres en verano.

Por su composición ricos en fibra  agua son ideales para mejorar las digestiones pesadas, reduce el ácido del reflujo e incluso regula el PH del estómago, y evita al estreñimiento gracias a que aumenta la motilidad intestinal.

Y además es de gran ayuda en las dietas de adelgazamiento, ya que contiene tan solo 16 calorías por 100gr.

Hay muchas formas de disfrutar de los pepinos, pero siempre es recomendable que sean de origen ecológico, pues es un fruto que absorbe muy fácilmente los químicos empleados en agricultura.

Con este fruto versátil pueden hacerse ensaladas, gazpachos, jugos, cremas, cremas de belleza, geles para mejorar la circulación de las piernas, e incluso la típica rodajita para los ojos.

Iremos compartiendo recetas e ideas, pero hoy ya os dejamos con esta refrescante y saludable crema de pepino, que puede ser un primer plato ideal para una comida.

 

Crema Veraniega de Pepino 

INGREDIENTES

  • 1 pepino eco pelado, y cortado en mitad, quitar semillas y cortar en trozos
  • Yogur natural
  • Zumo de limón
  • Menta o hierbabuena
  • Comino molido
  • Sal

PREPARACIÓN

  1. Lavar el pepino y trocearlo sin pelar ( opcional quitarle semillas)
  2. Poner en el vaso de la batidora, añadirle una cucharada sopera de zumo de limón, un poco de sal marina, una pizca de comino molido, 2 hojas de menta o hierbabuena fresca, y 3-4 cucharadas soperas de yogurt natural ( ideal de cabra) o de soja.
  3. Batir todo bien hasta obtener la textura deseada.
  4. Ideal consumir recién hecha.

 

Ángel Pavón

Terapeuta Holístico Integrativo

Calabacín Saludable

Calabacín ( Curcubita Pepo)

Calabacín, nutritivo, hidratante, antioxidante y fresco, ideal para el verano.

Tiene un sabor suave, delicado, gustando a todos, incluso a quienes no les gustan las verduras.

El 95% de la composición del calabacín es agua, por lo que es ideal para depurar, hidratar e incluso en dietas de adelgazamiento, pues además de esta importante cantidad de agua también es muy rico en fibra y con muy pocas calorías, tan solo 19 kcal por cada 100gr de calabacín.

Entre sus  vitaminas destaca especialmente la C, esencial como antioxidante además de intervenir en muchas funciones del organismo y reacciones metabólicas.

Y el ácido fólico que interviene en el correcto funcionamiento del sistema inmunológico y en la producción del glóbulos rojos y blancos, entre otras muchas funciones de interés. Además en imprescindible en la embarazada para evitar problemas en el desarrollo del feto.

Entre sus minerales destaca el magnesio que interviene en el correcto funcionamiento de los sistemas nervioso, digestivo y muscular en muchas más funciones. El magnesio por su vital importancia es uno de los minerales más estudiados.

Y el potasio que entre sus funciones está el optimizar el impulso nervioso, regula la presión arterial y la actividad muscular. Al ser rico en potasio y bajo en sodio favorece la eliminación de líquidos.

Entre sus antioxidantes destaca la luteína, imprescindible para la protección y regeneración de la retina, además de prevenir de muchos problemas oftalmológicos.

Es un alimento muy versátil en la cocina, pues se puede hacer al vapor, hervido, plancha, horno, en crema, salteado, wok, añadido a gazpachos, guisos, rellenos, e incluso consumir crudo en ensalada.

Para poder aprovechar bien todos sus nutrientes es importante consumirlo con piel y ligeramente cocinado, al dente y que conserve el color verde de su piel.

A disfrutarlo

Ángel Pavón

Hummus de remolacha

Hummus de remolacha

INGREDIENTES

  • 400gr de alubias blancas hervidas ( elegir alubias con poca piel y suave)
  • 1-2 remolachas hervidas ( según tamaño)
  • 1-2 dientes de ajo
  • 1 cucharada sopera de tahini natural
  • Zumo de medio limón
  • Sal, comino y un poco de pimentón dulce o picante

 

ELABORACIÓN

  1. Hervir las judías ( si se compran hervidas lavarlas bien y hervirlas nuevamente al menos durante 10-15 minutos).
  2. Hervir la remolacha.
  3. Pelar los ajos.
  4. Poner en vaso batidora todos los ingredientes y batir hasta obtener una textura cremosa y suave. Para ello se le puede añadir un chorrito de aceite de sésamo y agua de hervir las judías si es necesario. Ir añadiendo poco a poco para rectificar textura.

Acompañar de bastoncitos de zanahoria o pepino, de crakers o chips de maíz.

A disfrutar de este colorido y saludable manjar

Remolacha, superalimento natural

Remolacha ( Beta Vulgaris)

La remolacha roja es un alimento imprescindible para la buena salud.

Rica en hierro, ácido fólico, vitamina C, flavonoides y antioxidantes entre otros nutrientes, y es precisamente por estos antioxidantes por lo que se dice que lucha contra las células cancerosas, pero hay que ser muy cauto con esta información, y verlo realmente como lo que es, un antioxidante. Estos antioxidantes eliminan los radicales libres del organismo, evitando daños mayores en el organismo y colaborando en la prevención de muchas enfermedades.

Otros de los nutrientes de este maravilloso fruto es el calcio, magnesio, potasio y fósforo.

Por su amplia composición nutricional y terapéutica, ayuda a reducir anemia, aporta vitalidad, efecto détox general del organismo pero especialmente edel hígado, reduce síntomas molestos de la menstruación, es antiaging, aporta fuerza al cabello, alimento muy cardiosaludable, regula la hipertensión, es prebiótica, digestiva, regula la evacuación e incluso mejorar la vida sexual al actuar como suave vasodilatador.

Cabe destacar que las personas con problemas renales deben evitar o al menos moderar su consumo, según el caso e intensidad, debido a su gran cantidad de oxalatos.

Se puede consumir cruda en ensalada, hervida y combinada con verduras, en forma de crema, añadida a los hummus para darles un color diferente y llamativo.

¡A disfrutarla!

Relación enfermedades con la forma de alimentarnos

¿Sabes que la mayoría de las enfermedades, especialmente las crónicas pueden tener su origen y desarrollo debido a una alimentación no saludable o incorrecta?

Para comprender y aplicar bien la Alimentación Saludable Consciente y todos los beneficios que nos aporta, hay que estudiarla desde el concepto holístico más amplio, conocer nuestro proceso evolutivo y como los cambios alimentarios han impactado en nuestra salud y vida.

No podemos limitarnos al concepto micro de las vitaminas, minerales, hidratos y proteínas, pues es algo muy limitado y que sus beneficios si lo hay, solo son a corto plazo.

Una vez tenemos clara la idea evolutiva de la persona, es cuando podemos determinar cuál es su constitución, algo que traemos de nacimiento y que marca nuestras fortalezas y debilidades, así como todo lo que somos. La constitución de una persona es incambiable, lo que si podemos cambiar/modular es la condición de la persona, es decir, la alteración de nuestra constitución que es realmente lo que hace que se descontrole y el cuerpo enferme, ya sea a nivel físico, mental, emocional, energético, espiritual e incluso social.

No todos los alimentos son buenos para todos por igual, ni tan siquiera los más saludables, pues depende mucho de nuestra constitución y condición la forma en que responden y reaccionan en nuestro sistema corporal  una vez los hemos ingerido, es decir, la respuesta fisiológica que aportan a corto o largo plazo.

El 70% de nuestro sistema inmunológico se encuentra situado en el intestino, por lo tanto si el intestino está sobrecargado, intoxicado, inflamado, irritado, con flora digestiva baja o alterada, o con poca fuerza digestiva entre otras situaciones, el sistema inmunológico estará deprimido en composición o respuesta, quedando el cuerpo expuesto a muchas enfermedades. Muchas veces con tener una buena analítica no es suficiente, pues puede haber unos parámetros correctos en cantidad, pero no consta su funcionalidad, es como un negocio en el que hay 100 trabajadores, pero solo son productivos 20.

También cabe destacar la relación del intestino con el cerebro, por lo tanto como actúan también los alimentos en relación con las emociones y pensamientos.

Muchas personas viven resignadas por su genética, pero nada más lejos de la realidad, la genética que cada uno tiene no es una condena, es tan solo una información que tenemos que puede activarse o no, lo que si heredamos son los hábitos alimentarios y de comportamiento, y son estos los que realmente activan esta genética, por ello la importancia de cambiar hábitos y adquirir un estilo de vida saludable, es la mejor prevención que podemos hacer.

Los alimentos no solo tienen una composición bioquímica, sino también energética e informativa, por ello que afecta a la totalidad del ser, recordando en cada ingesta al cuerpo como debe de trabajar correctamente. Un alimento saludable aporta una información favorable, y un alimento perjudicial aporta una información negativa.

Las cualidades de los alimentos –nutrientes, energía, información-varían mucho en la manera de actuar en cada persona según su constitución y condición, el día o la noche, el invierno o verano, con relajación o estrés y muchas variables más que pueden darse. Por ello que nuestro riguroso método de trabajo que llevamos aplicando durante tantos años en las personas atendidas en nuestros centros, siempre ha dado resultados muy positivos.

Cada persona necesita un tiempo  para obtener el bienestar deseado, dependiendo éste de su estado e implicación.

NO te dejes llevar por dietas y teorías de moda, pues la salud es algo muy serio y debemos de cuidarla de forma muy consciente y constante. Es el mejor seguro de salud y vida que podemos tener.

Agradecemos enormemente que compartan esta información para ayudar a las personas en su bienestar.

Si consideras que podemos ayudarte, pide cita y estaremos encantados de acompañarte en tu camino hacia el bienestar.

Enlace de interés relacionado:

Salud

Ángel Pavón

Habas, estamos en plena temporada

Haba ( Vicia Faba)

Tradicional planta primaveral que llena nuestras huertas de sus ricos y saludables frutos para consumir frescos e incluso secar y consumir durante todo el año.

Perteneciente a la familia de las leguminosas, las habas son un gran manjar lleno de vitaminas, minerales, y antioxidantes entre otros destacados nutrientes.

Son muy nutritivas y a la vez bajas en calorías pues poseen un alto contenido hídrico ( un 75% aproximadamente). Ricas en carbohidratos de lenta asimilación lo que las hace muy saludables y energéticas, y en aminoácidos azufrados, ideales para la detoxificación del organismo, especialmente del hígado.

Entre sus vitaminas cabe destacar el grupo B, sobre todo B1, B2, B3 y B9 o ácido fólico imprescindible en el embarazo y en determinados casos de salud.

Entre sus minerales cabe destacar el hierro, magnesio, manganeso, cobre y zinc.

Su consumo correcto, como en el resto de las leguminosas,  puede ayudar a reducir el colesterol, regular las glucemias, reducir hipertensión, favorecen la fertilidad, pueden reducir  los síntomas de migrañas.  Cabe destacar que para disfrutar de estas propiedades hay que hacer un buen uso de ellas, cocinarlas correctamente, siempre combinadas con un poco de cereal para poder obtener proteínas completas, y no combinarlas con producto animal ni grasas.

Si que hay que tener en cuenta que las habas al ser ricas en fibras insolubles, pueden dar flatulencias sobre todo en personas con sistema digestivo débil. Por lo que deben de hervirse muy bien y siempre con laurel, comino y alga Kombu.

Receta legumbres frescas de primavera

  • 200 g de guisantes desgranados
  •  200 g de habas tiernas desgranadas
  • 100gr de mijo
  •  2 puerros
  •  2-3 ajetes tiernos
  •  200ml de vino blanco
  •  Aceite de oliva de 1ª presión en frío
  •  Sal, pimienta, hierbabuena, laurel, comino
  • Opcional: alga kombu

 

En una cazuela, con un buen chorro de aceite de oliva, pochar  los ajetes y los puerros.  Cuando estén casi pochados añadir las habas previamente hervidas, las especias, saltear un poco y añadir el vino blanco.

Dejar evaporarse un poco el vino y cubrir todo con caldo vegetal o agua.
Dejar cocinarse a fuego lento durante 20 minutos con la cazuela tapada. Pasado este tiempo añadir los guisantes previamente hervidos y hervir todo durante 15-20 minutos más. El tiempo depende de si los guisantes son más o menos tiernos. y, si es necesario, un poco más de agua y continuar la cocción hasta que todo esté cocido (con 10-15 minutos más tendremos suficiente).

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies